Traducciones Audiovisuales

¿Qué debes saber sobre las traducciones audiovisuales antes de solicitar una?

Debido al aumento de la demanda de contenido audiovisual en todo el mundo, contratar traducciones audiovisuales de calidad, es indispensable para empresas e iniciativas privadas que quieren aumentar la visibilidad de sus contenidos.

Ante las dudas que generan este tipo de traducciones, hemos considerado oportuno desarrollar esta guía práctica que te ayudará a entender:

  • ¿Qué es una buena traducción audiovisual?
  • ¿Qué tipos de traducciones audiovisuales hay?
  • ¿Qué pasos debes seguir para solicitarlas?
  • ¿Qué valen las traducciones audiovisuales?

 

Además de otra serie de conceptos que debes conocer cuando quieras solicitarla una traducción audiovisual.

 

 

¿QUÉ ES UNA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL?

 

La traducción audiovisual (o TAV) se realiza a partir de material formado por un componente auditivo y visual, el cual se consume a través de una pantalla. Este tipo de traducciones abarcan distintos formatos y plataformas: desde cine y televisión hasta videojuegos o contenido multimedia online.

Es importante distinguir la traducción audiovisual de la traducción multimedia, que consiste en traducir materiales visuales (como vídeo, texto o imagen) sin componente auditivo.

 

¿QUÉ TIPOS DE TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL EXISTEN?

 

Dentro del ámbito de la traducción audiovisual, existen diferentes modalidades y servicios, en función del formato con el que se trabaje y el objetivo del contenido:

  • Subtitulación
  • Traducción de subtítulos
  • Incrustación de subtítulos
  • Transcripción
  • Traducción de guiones

 

¿Qué es la subtitulación?

 

La subtitulación consiste en la incorporación de texto en contenido audiovisual. Este texto debe corresponder con los diálogos, sonidos y demás componentes auditivos del material audiovisual.

Subtitular el material audiovisual facilita el acceso al público con alguna discapacidad auditiva o que no tiene suficiente conocimiento del idioma en que se habla y necesita apoyarse en el texto.

 

MIRA AQUÍ EJEMPLOS REALES DE SUBTITULACIÓN Y TRADUCCIÓN DE CONTENIDOS

 

¿Qué es la traducción de subtítulos?

 

Si ya se dispone de subtítulos para el material audiovisual o desea subtitularse a más de un idioma, la respuesta es la traducción de subtítulos. De esta forma, el contenido llegará a un público mucho más amplio y se podrá difundir a nivel internacional.

 

¿Qué es la incrustación de subtítulos?

 

La incrustación de subtítulos consiste en integrar los subtítulos en la imagen del contenido multimedia. Si el vídeo ya contiene subtítulos incrustados y deben traducirse, será necesario aplicar un fondo opaco tras los subtítulos traducidos para cubrir los originales.

Este método no es la alternativa más común ni práctica, pero te puede resultar útil si necesitas hacer llegar el contenido directamente con los subtítulos o si los espectadores no deben consumir el vídeo sin subtítulos.

 

¿Qué es la transcripción de contenido audiovisual?

 

La transcripción de contenido audiovisual de todo tipo, desde vídeos promocionales y cortos hasta entrevistas o cursos online, puede resultar especialmente útil para que los usuarios accedan directamente al contenido que más les interesa, contar con la información a modo de apuntes o facilitar el acceso para los usuarios con dificultades para visualizar o reproducir recursos multimedia.

 

¿Qué es la traducción de guiones?

 

Otra modalidad de traducción audiovisual es la traducción de guiones, que están destinados a crear contenido multimedia en diferentes idiomas, como anuncios para televisión, radio o internet, locuciones, cortos y demás.

 

Solicita aquí un presupuesto personalizado de traducción audiovisual

 

¿PARA QUÉ SIRVE LA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL?

 

La traducción visual es el principal medio para difundir el contenido cultural audiovisual a nivel internacional, de forma que sea accesible para los públicos que no dominan la lengua original del contenido.

Ventajas de la traducción audiovisual:

  • Nos permite disfrutar de contenidos como películas, cortos, series, documentales, videojuegos y demás en nuestro idioma nativo.
  • Gracias a la traducción de guiones, el doblaje y la subtitulación, los públicos de todo el mundo pueden acceder a la cultura, aunque no dominen el idioma de producción original.

Además, la traducción audiovisual también es de gran utilidad para difundir contenido multimedia de todo tipo más allá del mundo de la cultura y el entretenimiento, como cualquier tipo de material audiovisual destinado a la promoción de una marca o empresa.

 

¿QUIÉN NECESITA UNA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL?

 

Como hemos comentado, la utilidad de la traducción audiovisual no se queda en el mundo de la cultura.

Las traducciones audiovisuales también son imprescindibles para que las empresas puedan difundir su contenido multimedia a nivel internacional y, de esta forma, llegar a un mayor público, expandir su mercado y tener más probabilidad de alcanzar el éxito empresarial.

 

El contenido audiovisual que las empresas necesitan traducir, doblar o subtitular habitualmente son: anuncios, vídeos promocionales y contenido multimedia online.

 

Sin embargo, hay empresas que invierten más medios y esfuerzo en su estrategia de marketing y optan por vías más creativas como documentales e incluso cortos.

Traducir, doblar y subtitular este contenido es imprescindible para abarcar a un mayor público, atraer más clientes y proyectar el contenido (y, por lo tanto, la empresa) a nivel internacional.

 

¿QUÉ ES UN TRADUCTOR AUDIOVISUAL?

 

El traductor audiovisual está especializado en los distintos tipos de servicios de traducciones audiovisuales. Por ello, es imprescindible que tenga un elevado grado de formación, especialización y experiencia, ya que debe ser capaz no solo de traducir, sino también de subtitular y transcribir.

 

¿Qué aptitudes tienen los mejores traductores audiovisuales?

 

El perfil de un traductor audiovisual exige un alto nivel de especialización y de experiencia, ya que este tipo de traducción no solo requiere unos elevados conocimientos lingüísticos y capacidad creativa, sino también un buen dominio técnico de las herramientas de subtitulación, edición y pautado de contenido audiovisual.

 

¿CUÁLES SON LAS MEJORES TRADUCCIONES AUDIOVISUALES?

 

Las mejores traducciones audiovisuales son aquellas en las que es fácil identificar las siguientes características:

 

Correspondencia entre el contenido visual y el auditivo

 

La principal característica de la traducción audiovisual es que el texto va, en todo momento, de la mano de las imágenes que se muestran. Esto quiere decir que el traductor debe asegurarse de que el texto (tanto si se trata de texto escrito como de una locución) coincida en todo momento con lo que el destinatario está viendo en pantalla.

No solo es necesario que el texto coincida con las escenas, sino que también hay que prestar especial atención a otros detalles como los códigos lingüísticos (diálogos, texto escrito que aparece en pantalla…) y los códigos no lingüísticos (gestos, efectos sonoros…).

 

Tono y referencias

 

Por otra parte, también es imprescindible que el traductor tenga en cuenta las referencias culturales del contenido multimedia y los registros que se utilizan, para plasmarlos de la forma más fiel posible en la traducción audiovisual.

 

Velocidad de los subtítulos

 

La subtitulación se consume en formato de texto, por lo que la velocidad de lectura es un aspecto fundamental a tener en cuenta durante la creación de los subtítulos.

Traducciones audiovisuales, traduccion audiovisualEl subtitulador debe tener en cuenta que el espectador puede leer aproximadamente 35 caracteres por segundo y que el subtítulo puede mostrarse en pantalla durante un máximo de dos segundos.

Esto quiere decir que, cuando en pantalla se muestran diálogos largos o que se enuncian a gran velocidad, el subtitulador tendrá que tomar decisiones: qué contenido es imprescindible en la subtitulación y cómo puede resumir o abreviar los subtítulos sin alterar el mensaje original.

 

Estas decisiones deben tomarse de forma que los subtítulos acompañen siempre con la mayor exactitud posible a las intervenciones o diálogos, para no romper la correspondencia entre lo que el espectador oye y lo que lee en los subtítulos.

 

El subtitulador debe producir unos subtítulos que plasmen de forma fiel el contenido del material y que sigan las pautas de velocidad de lectura. Por ello, es primordial confiar las subtitulaciones a profesionales que cuenten con la formación y experiencia necesarias.

 

Solicita aquí un presupuesto personalizado de traducción audiovisual

 

¿CÓMO HACER UNA BUENA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL? 

 

Para llevar a cabo una traducción audiovisual, es imprescindible trazar una estrategia en función del tipo de traducción que se desee realizar.

 

Una de las principales dudas que tienen los clientes a la hora de solicitar una traducción audiovisual es: ¿qué archivos debo enviar?

 

Esta cuestión no es tan sencilla ni evidente como cuando lo que necesitamos traducir es archivos de texto como Word, PDF o InDesign.

Estamos tratando archivos multimedia de distinta clase y cuya finalidad de traducción es diferente. El cliente puede necesitar una transcripción, un doblaje, una subtitulación, una traducción de subtítulos o alguna combinación de estos servicios, entre otros.

 

¿Qué documentos necesita un traductor audiovisual?

 

Tener claro con qué documentos trabajarán los traductores, el flujo que se seguirá y los archivos que el cliente desea recibir es esencial para que no surjan contratiempos, malentendidos ni problemas de ningún tipo que compliquen o retrasen el proceso de la traducción audiovisual.

Por todo ello, es imprescindible que el cliente y el equipo de la agencia de traducción se coordinen para dirimir todas las cuestiones y detalles del proyecto de traducción audiovisual.

No obstante, un elemento imprescindible para llevar a cabo cualquier tipo de traducción visual es recibir los archivos definitivos, lo más limpios posible y con la mayor calidad de audio y vídeo; más adelante analizaremos la importancia de esto.

En el caso de la traducción de subtítulos ya existentes, es posible que dispongas de los siguientes archivos:

 

  • Archivo de subtítulos: lo más probable es que tengas los subtítulos de tu vídeo en un archivo de subtítulos pautado y listo para aplicar a tu contenido (.srt, .ass, .ssa…). No tienes más que enviárnoslo y nosotros nos encargamos de traducirlo a los idiomas que necesites.

 

  • Plantilla de subtítulos: se trata de un documento con una estructura predefinida donde los subtítulos van acompañados de las marcas de tiempo correspondientes y se puede incluir información adicional, como los nombres de los personajes o interlocutores, o anotaciones sobre lo que sucede en pantalla.

Este método supone un ahorro de costes para el cliente, además de proporcionar garantías de confidencialidad, ya que el traductor no necesita disponer de acceso al contenido visual para traducir los subtítulos.

 

No obstante, la falta de acceso al material también puede resultar un inconveniente, ya que condiciona la libertad creativa del traductor.

 

  • Subtítulos incrustados: también es posible que tus subtítulos estén integrados en la imagen de tu contenido multimedia.

En este caso, solo tienes que enviarnos tu vídeo y nosotros nos encargaremos de transcribir los subtítulos, traducirlos e incrustarlos de nuevo en tu vídeo. Será necesario aplicar un fondo opaco tras los subtítulos traducidos para cubrir los subtítulos originales.

 

ERRORES EN LAS TRADUCCIONES AUDIOVISUALES Y SUS CONSECUENCIAS

 

Durante el proceso de una traducción audiovisual pueden surgir una serie de problemas y contratiempos que pueden tener repercusiones negativas para el proyecto, junto con importantes retrasos en los plazos.

Hay una serie de prácticas que deben llevarse a cabo para evitar complicaciones de cualquier tipo durante el proyecto de traducción audiovisual. 

 

No disponer del material definitivo a traducir

 

Si el material multimedia con el que se debe trabajar (ya sea en una subtitulación, una transcripción o cualquier otro servicio) no es el definitivo y van surgiendo versiones nuevas durante el proceso, el proyecto puede verse perjudicado en distintos aspectos.

En primer lugar, cambiar la versión del archivo al cual se debe aplicar la traducción o subtitulación puede entorpecer el flujo de trabajo del proyecto y resultar en importantes retrasos en el plazo de entrega e incluso en el coste, ya que se deben repetir ciertos pasos de procesamiento del archivo que requieren un tiempo muy valioso, además de recursos.

Traducciones audiovisuales Planetlingua

Esto puede suceder cuando se está subtitulando un vídeo y, a la mitad del proceso (o incluso al final), el cliente envía una versión nueva con ciertos cambios (contenido añadido, cortado o modificado).

Lo mismo sucede con las traducciones de guiones: realizar cambios en un guion cuando el proceso de traducción ya ha empezado supone grandes contratiempos.

El flujo de gestión y la labor lingüística se pueden ver seriamente afectados cuando no se recibe el archivo de trabajo definitivo, aunque también hay importantes implicaciones técnicas.

Cuando ya se ha realizado la traducción o subtitulación total o parcial del contenido audiovisual y se debe trabajar de forma inesperada con una versión actualizada, el trabajo realizado debe someterse a un proceso de reensamblado para que las pautas del contenido audiovisual tengan la correspondencia adecuada.

 

Existe software para realizar esta tarea, pero sigue suponiendo una inversión importante de tiempo y recursos que puede evitarse, para no entorpecer y ralentizar el proyecto.

 

Por todo ello, contar con la versión definitiva del archivo es algo esencial para garantizar el correcto desarrollo del proyecto, con el flujo y los plazos inicialmente acordados. 

 

Archivos de mala calidad

 

También es de vital importancia que los archivos que se envían para realizar la traducción audiovisual cuenten con la mayor calidad y nitidez.

Si el audio y el vídeo del archivo multimedia no tienen suficiente calidad, pueden surgir problemas para entender los diálogos o visualizar correctamente las escenas que deben describirse.

Si se da esta complicación, puede ser necesario establecer una comunicación constante con el cliente o con los creadores del contenido para aclarar dudas, lo que entorpecerá el flujo de trabajo, puede afectar a los plazos de entrega e incluso puede terminar perjudicando la calidad de la traducción audiovisual.

En conclusión: para evitar errores, complicaciones, contratiempos y problemas de cualquier tipo, es imprescindible que los traductores y subtituladores cuenten con los archivos finales en la mejor calidad posible.

 

¿QUÉ SERVICIOS DE TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL OFRECE PLANET LINGUA, Y PARA QUIÉN? 

 

Los recursos tecnológicos de los que disponemos, nuestra experiencia en este ámbito de la traducción y las amplias aptitudes de nuestros traductores nos permiten ofrecer distintos servicios de traducción audiovisual a clientes en toda España, desde nuestras oficinas en Madrid y Barcelona.

Los principales servicios que ofrecemos son:

  • Subtitulación
  • Traducción de subtítulos
  • Incrustación de subtítulos
  • Transcripción
  • Traducción de guiones

También colaboramos con distintos tipos de clientes con necesidades específicas.

 

Traducciones audiovisuales para agencias de publicidad

 

Las agencias de publicidad trabajan mano a mano con distintas marcas y productoras para organizar las campañas publicitarias de sus productos y servicios, de forma que gestionan la creación y distribución de material audiovisual publicitario de todo tipo.

Por ello, sus necesidades son muy diversas y es necesario contar con un equipo de traductores audiovisuales amplio y multidisciplinario, con experiencia en distintos campos y formatos. Las agencias de publicidad suelen requerir de forma habitual todo tipo de servicios de traducción audiovisual.

 

Traducciones audiovisuales para marcas

 

En muchas ocasiones, también trabajamos directamente con las marcas, que gestionan su propio material audiovisual.

Es habitual que requieran la transcripción y traducción de guiones para grabar anuncios radiofónicos o doblar sus spots televisivos. No obstante, actualmente, el servicio de traducción audiovisual que las marcas nos solicitan más a menudo, es la subtitulación a distintos idiomas de los spots que incluyen en sus páginas web y demás plataformas online.

 

Traducciones audiovisuales para productoras

 

En otras ocasiones, el cliente que encarga la traducción audiovisual del material publicitario de una marca es la propia productora encargada de generar el contenido. No obstante, las productoras no solo requieren la traducción audiovisual de spots y anuncios, sino también de material destinado a la cultura y el entretenimiento.

Este tipo de contenido puede ser desde vídeos musicales hasta cortos cinematográficos o documentales, por lo que es imprescindible que el equipo de traductores audiovisuales tenga en cuenta las exigencias de cada tipo de proyecto. Las exigencias de un proyecto de subtitulación de un corto serán radicalmente distintas a las de la traducción de subtítulos de un vídeo musical.

 

Gracias a nuestra experiencia y versatilidad, no nos limitamos a un solo tipo de traducción audiovisual para un solo tipo de cliente, sino que podemos llevar a cabo todo tipo de proyectos: desde traducciones de guiones para anuncios radiofónicos hasta subtitulación a varios idiomas de spots publicitarios para campañas online.

 

Mira aquí un buen número de casos de éxito

 

¿A QUÉ IDIOMAS HACEMOS TRADUCCIONES AUDIOVISUALES?

 

Realizamos traducciones audiovisuales y subtitulaciones a prácticamente cualquier combinación de idiomas: trabajamos con los idiomas de Europa y América, así como a los asiáticos (chino y japonés, entre otros) y los africanos.

 

¿QUÉ PRECIO TIENE UNA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL?

 

El precio de una traducción audiovisual varía en función del tipo de servicio que se requiera.

Por norma general, las traducciones de texto existente destinado a medios audiovisuales (por ejemplo, guiones), se presupuestan en función del número de palabras. Si lo que necesitas es subtitular un vídeo, lo habitual es presupuestarlo a partir de la duración.

No obstante, hay una amplia variedad de factores que deben tenerse en cuenta a la hora de presupuestar bien una traducción audiovisual, algunos ejemplos son:

  • Temática y nivel de especialización: no es lo mismo subtitular en la lengua original un spot publicitario que traducir a varios idiomas un anuncio que incluye juegos de palabras o un discurso sobre medicina.
  • Servicios que incluye el proyecto: cabe la posibilidad de que un proyecto de traducción audiovisual requiera gestionar una combinación de servicios para obtener el producto final. Por ejemplo, una subtitulación multilingüe, incluido el idioma original, deberá incluir el servicio de subtitulación estándar, junto con las traducciones a los distintos idiomas de destino.
  • Archivos proporcionados: el tipo de archivos que nos proporciones para trabajar influirá en gran medida en el coste del servicio. La calidad del material multimedia puede facilitar o dificultar la labor del equipo, de la misma forma que traducir unos subtítulos limpios en un archivo de subtítulos independiente y correctamente generado (.srt, .ass, .ssa) tiene implicaciones distintas a traducir unos subtítulos incrustados.

 

Por todo ello, para conocer el precio de una traducción audiovisual, es indispensable contar con los archivos con los que se debe trabajar y estudiar los pormenores del proyecto.

 

SOLICITA AQUÍ UN PRESUPUESTO DE TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL

 

¿CÓMO PEDIR UNA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL? 

 

Ahora que conoces mucho más sobre el mundo de la traducción audiovisual, los distintos tipos que existen y cómo trabajan nuestros profesionales para ofrecer los mejores resultados, ha llegado el momento de poner en marcha tu traducción audiovisual.

¿Necesitas traducir un guion? ¿Quieres subtitular un vídeo a uno o varios idiomas? ¿Tienes un vídeo subtitulado y necesitas traducir los subtítulos? ¿Necesitas la transcripción de tu contenido multimedia?

Tanto si te encuentras en una de estas situaciones como si deseas llevar a cabo otro tipo de proyecto, ponte en contacto con nosotros, y estaremos encantados de estudiar tus necesidades, colaborar contigo en la estrategia de tu proyecto y enviarte un presupuesto a medida sin coste alguno.

— xxx —

¡Hasta la próxima! See you soon! A presto! À bientôt ! Bis bald! Fins aviat! Ata logo! Até breve!

Autor

Planet

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *